Preguntas frecuentes si buscas Psicólogo en Jaén

Preguntas frecuentes antes de ir al Psicólogo

01

Preguntas
Generales

¿Quién va al psicólogo?

Cualquier persona que:

  • Esté experimentando “dolor emocional”: tristeza, ansiedad, miedo, desesperanza, pánico, ira, celos, inseguridad, etc.
  • Tenga problemas en algún área de su vida: trabajo, pareja, familia, amigos, alimentación, sexo, salud, tiempo libre, descanso, etc.
  • Quiera dejar de consumir sustancias que hacen daño a su salud: tabaco, alcohol, cocaína, cannabis, fármacos, etc.
  • Quiera aprender a relacionarse mejor con los demás, a mejorar su autoestima y/o a desarrollar su inteligencia emocional.

¿Es normal que me de vergüenza ir?

Es algo muy habitual. Todavía hoy en día hay personas que creen que “ir al psicólogo es cosa de locos”, que “sólo los débiles van al psicólogo” o que “su caso es tan raro que el psicólogo no podrá ayudarlo”.

Son estas falsas creencias las que hacen que a muchas personas les de vergüenza ir al psicólogo.

  • ¿Crees que lo que te pasa es raro porque no conoces a nadie que le pase lo mismo…? ¿A cuánta gente conoces? y de esos ¿cuántos te cuentan sus intimidades…? Que no conozcas otros casos como el tuyo, no quiere decir que lo que te pase sea poco frecuente en la consulta de un psicólogo. Muchas personas cuando vienen a consulta se sorprenden al saber que lo que les pasa tiene un nombre, unos síntomas que encajan perfectamente con ellos y lo más importante, una solución.
  • Lo que tradicionalmente se conoce como “locura” se corresponde con algunas enfermedades mentales graves que requieren medicación, las personas que padecen estas enfermedades durante las fases agudas tienen tal desconexión con la realidad que raramente se plantearían la necesidad de pedir ayuda profesional. Así, podemos decir que el hecho de plantearse la necesidad de ir al psicólogo, es por sí mismo un síntoma de que no existen enfermedades mentales graves.
  • Nadie es “débil o fuerte en todo”, las personas tenemos nuestras debilidades y nuestras fortalezas y también pasamos por épocas en las que por circunstancias nos sentimos sobrepasados. Reconocer que se necesita ayuda en un momento de nuestra vida y pedirla es un síntoma de inteligencia emocional.

¿Si voy al psicólogo cambiaré y dejaré de ser yo?

Con la terapia vamos a cambiar sólo la parte de nosotros que nos hace daño, además, el cambio tiene que hacerse de forma voluntaria, es decir, es imposible que el psicólogo cambie algo de ti que tú no quieras. La terapia no es un proceso “mágico”, para que se produzca cualquier cambio, por pequeño que sea, tú tienes que quererlo así y poner esfuerzo y constancia para conseguirlo. Conforme vayas avanzando en la terapia, te sentirás más tú mismo puesto que habrás eliminado aquello que te impedía serlo.

02

Sobre
la
Terapia

¿En qué va a consistir la terapia?

Al principio el psicólogo evaluará tu caso a través de preguntas y cuestionarios. Una vez terminada la evaluación de tu problema te dará un diagnóstico (qué te pasa, por qué empezó y por qué se mantiene) y te explicará en qué va a consistir tu tratamiento, a eso lo llamamos propuesta de tratamiento. Una vez hayas entendido cómo va a ser tu tratamiento y estén resueltas todas tus dudas, se empieza con el tratamiento, durante el cual aprenderás las estrategias concretas que necesitas para superar tus problemas. Cuando hayas aprendido y puesto en práctica con éxito todo lo que necesitabas, el tratamiento termina (alta psicológica) y empieza el seguimiento. Durante el seguimiento el psicólogo se asegura que todo se sigue manteniendo igual que cuando terminaste el tratamiento, de forma que se previenen las “recaídas”. Si quieres más información sobre como trabajamos pincha aquí.

¿Cuántas veces tengo que ir y cuánto dura la terapia?

Una de las principales características de la Terapia Cognitivo Conductual que empleamos es que es una terapia breve, lo que quiere decir que intenta conseguir los objetivos deseados en el menor tiempo posible. La duración aproximada de este tipo de terapia es de una vez a la semana entre 4 y 6 meses. Aunque debe de tener en cuenta que el progreso de la terapia depende de múltiples factores (gravedad del problema, motivación del paciente, apoyo con el que cuenta, etc.) habiendo casos que se pueden resolver con un mes de terapia y otros para los que seis meses no es suficiente.

¿Es muy caro ir al psicólogo?

El Colegio Oficial de Psicólogos(COP) establecía los honorarios orientativos de Sesión Clínica individual en 50 euros.

En nuestra consulta el precio normal por sesión de una hora es de 50 euros siguiendo la recomendación del COP. Puedes ver nuestras tarifas detalladas aquí.

¿Cuánto dura una sesión?

La mayoría de psicólogos hacen sesiones de una hora. Aunque se pueden encontrar profesionales que hacen sesiones más cortas y más largas, lo recomendable para que no afecte a la eficacia de la terapia, es que no sea inferior a 45 minutos ni superior a hora y media.

03

Sobre
los
Psicólogos

¿Todos los psicólogos son iguales?

Una vez que un psicólogo termina la carrera de psicología puede elegir especializarse en un área concreta o no hacerlo. Los psicólogos que trabajan en el área de la salud mental deben estar especializados en Psicología Clínica. Dentro de éste área, no todos los psicólogos trabajan con la misma corriente de psicología (Cognitivo-Conductual; Gestalt; Psicoanálisis; Sistémica…) y como resultado, el abordaje de la problemática del paciente será diferente.

¿Cuál es la diferencia entre un psiquiatra y un psicólogo?

Un psiquiatra es un licenciado en medicina que se ha especializado en psiquiatría.

Un psicólogo que trabaja en la salud mental, es un licenciado en psicología que posteriormente se ha especializado en el área de psicología clínica.

Tanto los psiquiatras como los psicólogos evalúan y tratan a personas que tienen problemas emocionales y/o mentales, la diferencia principal es la forma en la que lo hacen. Los psiquiatras van a evaluar la necesidad de dar medicación al paciente y de qué tipo, ofreciéndoles normalmente una terapia farmacológica. Los psicólogos evalúan los factores de origen y mantenimiento de la problemática del paciente y les enseñan estrategias y habilidades para superarla (terapia psicológica). En muchas ocasiones, para la recuperación total del paciente es necesaria la colaboración de ambos profesionales de la salud.

¿Qué es la Terapia Cognitivo Conductual (TCC)?

Es un tipo de terapia psicológica cuya eficacia está basada en datos experimentales, es decir, demostrada científicamente. Se basa en el Modelo Cognitivo-Conductual, el cual explica cómo la forma en la que percibimos las situaciones y experiencias que vivimos, va a determinar cómo nos sentimos.

A diferencia de otros tipos de psicoterapia, la TCC se centra en el presente, tiene una duración menor y está más orientada a la resolución de problemas.  El psicólogo y el paciente van a trabajar en equipo para identificar y resolver problemas. Durante el proceso, el paciente aprenderá estrategias y desarrollará habilidades que le permitirán ser su propio terapeuta en el futuro.

 

 pide cita